57 3052944596 info@cerebration.com.co

En el proceso de aprendizaje, el lenguaje juega un papel fundamental, el desarrollarlo y potenciarlo representa para cualquier individuo una ventaja definitiva. Dale Carnegie afirma “la capacidad de hablar bien es el camino más breve hacia la distinción. Ella es la que destaca al hombre, le hace sobresalir entre la multitud y el hombre que puede hablar en forma aceptable es considerado, por lo común dueño de cualidades ajenas a las que posee en realidad”. 

En el proceso de aprendizaje, el vocabulario se convierte en una herramienta diferencial, les compartiré qué es, porqué es importante, cómo enriquecerlo en casa y qué puedo hacer cuando soy una madre/padre que no hablo mucho.

¿Qué es el vocabulario?

Lo primero que debemos aprender es qué es el léxico, para no confundirlo con el significado de vocabulario. El léxico es el conjunto de palabras de una lengua, por otro lado el vocabulario es el conjunto de términos léxicos con que cuenta un individuo en particular.

¿Por qué es importante?

El vocabulario de un individuo representa la herramienta fundamental para comunicarse mediante el lenguaje hablado. Entre otra muchas razones, es importante porque:

  • Empodera: Provee la sensación de poder cuando estamos creando y comunicando.
  • Socialización: Al comunicarnos con otras personas, tener un vocabulario rico permite entender normas sociales, favorece llegar a acuerdos y tomar decisiones.
  • Inteligencia Emocional: Tener un vocabulario enriquecido permite describir las emociones, sentimientos o reacciones afectivas, primer componente de la inteligencia emocional: definir las emociones.
  • Creatividad: Un vocabulario amplio actúa como una herramienta para la creatividad, la imaginación y fomenta la curiosidad, ingredientes indispensables para aprender.

¿Cómo favorecer la adquisición de vocabulario desde casa?

Interés del adulto: El primer requisito es “poner atención” a nuestros niños. Cuando el adulto muestra interés, el niñ@ definitivamente se anima a hablar, demuestra respeto y amor.

Hablar, hablar, hablar: Desde el vientre, el cerebro aprende por imitación, así que la mejor forma de aportar vocabulario a nuestr@s hij@s es hablándoles, es decir, transmitiendoles el vocabulario que nosotros tenemos.

Invitar a interactuar: El entorno es definitivo en este proceso, así que aprovechar todos los espacios en que se desenvuelve el/la niñ@ es clave para que enriquezca su vocabulario, que haga preguntas y activamente protagonice diálogos en el supermercado, en la panadería, en casa de los abuelos, en conversaciones con los vecinos, aprovechar todos estos momentos no sólo es posible sino clave.

Jugar con las palabras: Los bits de inteligencia o flashcards son muy buenos para enriquecer el vocabulario, podemos ir más allá y jugar con estas palabras: describirlas (dar una definición con sus propias palabras), nombrarlas, que actúen, que ejemplifiquen y que la usen en sus conversaciones diarias. Una buena idea es incluir una palabra nueva semanal y jugar con ella toda la semana, adaptándose a la edad del niñ@.

Práctica diaria: El cerebro aprende por repetición, y proveer un espacio diario de al menos 15 minutos para promover el lenguaje es fundamental en los primeros años. En nuestro caso recomendamos a Smartick Lectura y Matemáticas, para nosotros es nuestro aliado para enriquecer el lenguaje y pensamiento matemático en nuestro hijos. Tenemos una alianza para nuestros lectores, pueden probarlo 7 días gratis y acceden a un descuento los lectores de Cerebration.

Cenar en familia: Todos los días tenemos noticias de nuestro entorno, el momento de la cena es ideal para promover el diálogo y el debate. Invitar a comentar, opinar dando protagonismo a los niños en casa, es muy enriquecedor. Los espacios en el hogar proveen al niño poder expresarse con naturalidad y confianza, así que favorecer estos espacios aporta integralmente a su desarrollo.  

Parafrasear: Responder a los niños parafraseando y aportar sinónimos. El desarrollo del lenguaje es un proceso, y afecta el desarrollo motriz también, así que ir enriqueciendo el lenguaje aporta en el desarrollo integral.

Promover la comunicación cara a cara: Ésta promueve adicionalmente los mensajes no verbales, la comunicación cara a cara potencia todos los elementos de la comunicación, el desarrollo del lenguaje y por tanto, el aprendizaje. 

¿Qué pasa si no soy una mamá o un padre muy hablador?

Lo primero es tranquilizarse, reconocerlo y acogerlo, ser padres no se trata de ser perfectos, sino de apoyar a nuestros hij@s en lo que ellos necesitan sobrellevando nuestras propias debilidades, en este caso, encontrar los recursos cuando soy consciente que por diferentes razones no soy un comunicador muy versátil y comprendo la importancia que tiene en el proceso de aprendizaje de mi hij@, hay mucho qué hacer, les comparto algunas recomendaciones:

  • Leer, leer y leer: La lectura de cuentos llenan ese vacío cuando los adultos no somos muy fluidos, además que son ese cómplice de aprendizaje para todos los padres.
  • Clubs o grupos: Del interés que la familia y los niñ@s tengan, club de lectura, también club de juegos, club de cine, club de manualidades. El club es una oportunidad de compartir, y cuando compartimos irremediablemente aprendemos todos de todos.
  • Promover juego libre: El juego libre es de las mejores experiencias en la edad infantil, y provee aprendizaje enriquecido a cualquier edad. Los niñ@s crean sus propios diálogos, sus propias reglas, sus propias aventuras al crear su propio juego.
  • Rincones: Los rincones en casa son fascinantes, permite juegos de roles, dramatización, entre otros, por ejemplo un rincón para disfrazarse, otro para hacer manualidades, un rincón de lectura, un rincón de juegos de mesa, en fín, hay un largo etcétera de acuerdo a los intereses de cada familia.
  • Promover actividades en grupo: Jugar con otras personas fuera del grupo familiar permite ampliar el vocabulario que se usa en la vida cotidiana, “cada quien habla diferente”, y esto enriquece definitivamente.
  • Cantar: Así es, también las canciones nos aportan mucho desarrollo del lenguaje, no es casualidad que en los jardines usen esta herramienta de las canciones para la primera infancia, continuar en las demás edades es muy valioso.
  • Artes: Promover otros medios de expresión también aportan a las zonas destinadas en el cerebro para la comunicación, pintar, dibujar, la música, entre otras también son importantes formas de expresión.

Me encantará leerte si crees que el vocabulario forma parte importante en el desarrollo integral de tu hij@ y cuéntame si tienes más recomendaciones al respecto. 

Por: Andrea Mora